Tratados y Pactos de Paz y Amistad Suscritos por la GLFCH

Sentados: Carmen Mardones Hauser, Serenisima Gran Maestra de la Gran Logia Femenina de Chile (GLFCh) y Sebástián Jans Pérez Gran Maestro de la Gran Logia de Chile (GLCH). De pie: Mario Gonzaléz Ollig, Gran Oficial de Ceremonias de la Gran Logia de Chile (GLCH).

 

Para la Gran Logia Femenina de Chile, el objetivo de firmar tratados y pactos de paz y amistad es establecer relaciones concretas entre Obediencias en cuanto a colaboración, intercambio cultural e información y acciones conjuntas que promuevan el crecimiento intelectual y espiritual de sus integrantes como palanca de progreso y acción bienhechora en la sociedad que las cobija y de unión entre los pueblos. Los Tratados y Pactos de Paz y Amistad suscritos por la GLFCH son los siguientes:

  • Tratado de paz y amistad, celebrado con la Gran Logia Femenina de Francia en 1991.
  • Tratado de paz y amistad y reconocimiento, celebrado con la Soberana Grande Loja Arquitecto de Aquario, con sede en Sao Paulo, Brasil, el 16 de junio de 2001 (6001 de la Verdadera Luz).
  • Pacto de paz y amistad, celebrado con la Gran Logia Femenina de Argentina, con sede en Buenos Aires el 6 de julio de 2002.
  • Tratado de Paz y Amistad con la Gran Logia Femenina de la Amazonía, Brasil, en 2002.
  • Pacto de paz y amistad, celebrado con el Gran Oriente Femenino de Brasil, con sede en Manaus, el 18 de diciembre de 2004.
  • Pacto de paz y amistad, celebrado con la Gran Logia Mixta de Chile el 4 de diciembre de 2006.
  • Pacto de paz y amistad, celebrado con el Supremo Consejo Femenino de Chile el 16 de diciembre de 2006.
  • Pacto de paz y amistad, celebrado con la Gran Logia Femenina de Bolivia, en La Paz, el 12 de abril de 2007.
  • Pacto de paz y amistad, celebrado con la Gran Logia Femenina de Uruguay, con sede en Montevideo, el 3 de junio de 2007.
  • Pacto de paz y amistad, Celebrado con la Gran Logia Masónica Femenina de Venezuela, con sede en San Félix, estado de Bolívar, el 5 de septiembre de 2007.
  • Pacto de paz y amistad, Celebrado con el Gran Oriente Latinoamericano, con sede en Montevideo, Uruguay, el 23 de julio de 2008.
  • Pacto de paz y amistad, Celebrado con la Gran Logia Unida Femenina  “Alma Mexicana”, con sede en ciudad de México. Firmado en Montevideo, Uruguay el 4 de septiembre de 2010.
  • Pacto de paz y amistad, Celebrado con la Gran Logia Simbólica Femenina de Venezuela, con sede en Mérida. Firmado en Montevideo, Uruguay el 4 de septiembre de 2010.
  • Pacto de paz y amistad, Celebrado con la Gran Logia Femenina de España, con sede en Barcelona. Firmado en Montevideo, Uruguay el 4 de septiembre de 2010.
  • Protocolo de mutua colaboración, celebrado con la Gran Fraternidad Juvenil Alfa Pi Épsilon, con fecha 24 de octubre de 2016.

ACUERDOS MULTILATERALES

De izq. a derecha: Susana Gonzalez Couchot. Ex Gran Maestra Gran Logia Femenina de Chile (GLFCh). – Miriam Silva Mera Ex Gran Maestra Gran Logia Femenina de Chile (GLFCh).- Héctor Díaz Gran Maestro de la Gran Logia Oriente de Chile (GLOCH) – Carmen Mardones Hauser, Serenisima Gran Maestra de la Gran Logia Femenina de Chile (GLFCh), Wanda Wolff Gran Maestra del Gran Oriente Latinoamericano (GOLA).

 

Unión Masónica de Chile (UMAC), es un proyecto de larga data que vio la luz masónica un 24 de marzo de 2018, fecha en que se realizó la primera Asamblea, ocasión en que los Grandes Maestros de las Obediencias participantes suscribieron una Declaración de Principios, quedando formalmente establecida. La integran la Gran Logia Femenina de Chile, la Gran Logia Mixta, el Gran Oriente de Chile y el Gran Oriente Latinoamericano. Su objetivo es fortalecer la cadena de unión que une a estas Grandes Logias y cumplir una función de enlace y comunicación entre ellas, aportando sugerencias a las distintas organizaciones académicas, gubernamentales y a la sociedad chilena en materia de derechos humanos, del medio ambiente, filosóficas y, en general, aquellas que contribuyan a una mejor convivencia entre las personas.

 ACUERDOS BILATERALES

 Acta de Relación y Cooperación celebrada entre la Gran Logia de Chile y la Gran Logia Femenina de Chile, suscrita el 29 de octubre de 2018. El documento señala que ambas instituciones “reconocen sus diferentes orígenes y las circunstancias específicas de desarrollo histórico e institucional”, lo que las obliga a “establecer las salvaguardas y prohibiciones que impiden una participación común en el ámbito ceremonial, dado el carácter masculino de una y femenino de la otra”.

De izq a derecha: Sebástián Jans Pérez Gran Maestro de la Gran Logia de Chile (GLCH)., Sebástián Jans Pérez Gran Maestro de la Gran Logia de Chile (GLCH)., Susana Gonzalez Couchot. Soberana Gran Comendadora del Supremo Consejo S.C., Álvaro Pulgar Gallardo, Soberano Comendador del Supremo Consejo S.C

 

Se agrega que el Acta fue aprobada por el Consejo de la Gran Logia de Chile en la sesión del 25 de agosto y por el Consejo de la Gran Logia Femenina de Chile en su sesión del 7 de septiembre y que la redacción recogió un vasto trabajo de análisis de la historia y desarrollo de ambas organizaciones.

Ambas Obediencias “se reconocen como instituciones iniciáticas que promueven valores y principios comunes entre sus miembros y que desean proyectarlos a la sociedad y a la Humanidad a través de sus Iniciados e Iniciadas” y que, producto de las conversaciones realizadas, se acordó establecer un marco de relación y cooperación sobre los siguientes aspectos que pasan a constituir acuerdos:

  1. Sostener relaciones de cooperación en favor de los Altos Principios que sostienen y realizar actividades comunes de filantropía y protección de los derechos individuales consagrados por las leyes del país, respetándose en su autonomía y singularidad y sin intervenir en circunstancia alguna en los trabajos propiamente masónicos de la otra parte.
  2. Realizar actividades públicas en favor de iniciativas humanistas y cooperar para su respectivo desarrollo institucional, facilitando los medios para hacer realidad los Altos Principios compartidos.
  3. Actuar solidariamente en cualquier requerimiento de la contraparte que aporte a su fortalecimiento y desarrollo. Ello incluye la facilitación de templos o casas masónicas según lo acuerden las logias dependientes de una u otra Obediencia, en los días y horas que sean factibles, sin afectar el funcionamiento normal de la(s) Logia(s) administradora(s).